Saltar al contenido

Como usar un anemómetro

Ya hemos visto que significa anemómetro, y en este artículo vamos a ver como es que se usa un anemómetro, y como puedes sacarle todo el provecho.

Como ya hemos visto, los anemómetros son instrumentos comúnmente utilizados para medir la velocidad del viento. Para una persona inexperta, pueden parecer una simple veleta, pero esto es erroneo ya que las veletas se usan para  determinar la dirección del viento, no la velocidad.

Los medidores de viento están disponibles en una gran variedad de precios y en una amplia gama de formas y tamaños, y es por eso que es una buena idea hacer una comparación de los diferentes anemómetros.

Es muy importante saber como se usa el anemómetro, para luego poder decidir mejor cual es el que se ajusta mejor a nuestras necesidades, ya que hay muchas ofertas de diferentes tipos de anemómetros.

¿Para qué se utiliza el anemómetro?

El anemómetro se utiliza para medir la velocidad del viento. Saber esta velocidad exacta es de mucho ayuda para los deportes que depende en gran parte del viento, como ser el volar drones, también para los deportes acuáticos es de gran ayuda.

¿Como usar los diferentes tipo de anemómetros?

Hay varios tipos de anemómetros disponibles en el mercado. Algunos son digitales mientras que otros son mecánicos, pero hay también anemómetros de interferómetro del laser y modelos ultrasónicos.

Los anemómetros láser Doppler son los más precisos de todos, y es por eso que se utilizan comúnmente en los laboratorios.

como utilizar un anemometro

De todos estos diseños y variedades, los mecánicos y digitales son los que se pueden encontrar para comprar online hoy en día. Hay que tener muy en cuenta la importancia de una estación meteorológica, ya que puede ofrecerle datos importantes sobre el tiempo. Y lo mejor de ellos es que hasta puedes hacer los tuyos.

Los anemómetros de las estaciones meteorológicas están equipados con sensores que les permiten medir cualquier cosa, desde la temperatura, ya sea interior o exterior, hasta el índice de calor, el tiempo, la fase lunar, la humedad, la sensación térmica, la dirección del viento y la velocidad de la ráfaga de viento.

Para obtener resultados precisos, el conjunto de sensores de una estación meteorológica debe instalarse en el exterior para evitar cualquier obstrucción.

Como usar un anemómetro digital de mano

Los anemómetros digitales son prácticos, versátiles y, sobre todo, muy fáciles de usar. La mayoría de los que hemos encontrado tienen un diseño portátil, lo que significa que son lo suficientemente compactos como para llevarlos en un bolso o una mochila, y algunos son tan pequeños que incluso caben en el bolsillo de la chaqueta.

A menos que seas un profesional que esté tratando de aprovechar al máximo el clima y predecirlo con la mayor precisión posible, es probable que utilice un anemómetro digital para cualquier actividad al aire libre que vaya desde la pesca, la navegación, el vuelo de cometas, el surf, etc.

Realmente utilizar un anemómetro es muy sencillo, no vas a tener ningún tipo de inconveniente para sacarlo todo el provecho posible. Siga leyendo para aprender a usarlo.

como se mide la velocidad del viento

Un anemómetro de mano debe ser colocado de frente a la dirección del viento. Al igual que el conjunto de sensores de la estación meteorológica que mencionábamos anteriormente, es una buena idea utilizar el dispositivo portátil en un área en la que prácticamente no hay posibilidad de que el viento encuentre un obstáculo.

Así que si quieres usar el anemómetro en medio del bosque, podría ser inútil ya que no podría decirte cuál es la velocidad del viento fuera de ese bosque. También puede utilizar un anemómetro mecánico en estos ajustes al aire libre, pero con una opción digital, la información recibida por el dispositivo será procesada y luego mostrada convenientemente en su pantalla.

Como Usar Anemómetros de hilo caliente

Hay un método aún más avanzado para medir la velocidad del viento, y consiste en utilizar sensores de calor. Su tecnología es mucho más avanzada que la empleada por las alternativas digitales, y es por esto que su precio también es mayor.

Este tipo de anemómetro se basa en cables que tienen que crear calor enviando corriente eléctrica. Los alambres están unidos al tungsteno u otro tipo de metal, que normalmente es muy sensible a las variaciones de temperatura. Por lo tanto, este tipo de medidor depende de ese metal para medir la velocidad del viento.

¿Cómo puede suceder esto?

La temperatura del metal aumentará o disminuirá de acuerdo con la cantidad de flujo de aire que recibe. Como tal, el dispositivo será capaz de calcular la velocidad del viento basándose en cuán caliente está el metal conectado a los alambres.

Esta clase de anemómetro es con diferencia, una de las alternativas más precisas que existen, y es por eso que son altamente recomendados para los profesionales.

Garantizan una serie de ventajas, muchas de las cuales son capaces de almacenar lecturas para su posterior análisis. Es por eso que se dice que en su mayoría se dirigen a las necesidades de los meteorólogos y otros profesionales que estudian los patrones de viento.